¿Cómo medir los KPIS en una ecommerce?

¿Cómo medir los KPIS en una ecommerce?

Que las ventas online no dejan de crecer es una realidad inegable, cada vez más gente busca, analiza, estudia y compra productos mediante un canal de venta diferente al habitual: Internet. Si eres dueño de una tienda online debes estar preparado para adaptarte a muchos cambios y eso implica ir modificando las estrategias. Es crucial conocer los Indicadores de Rendimiento (Key Performance Indicators) más importantes y saber analizarlos, por eso hoy hablamos de cómo medir los KPIS en una ecommerce.

Estos indicadores son la clave para que tu negocio online tenga éxito. Conocerlos, estudiarlos, analizarlos y medirlos te puede llevar a generar un margen de beneficios mucho más amplio. Vamos a descubrir cuáles son los KPIS más importantes y por qué.

Tasa de conversión

En este caso hablamos de la división de las ventas por las visitas recibidas. Es decir, X usuarios han entrado a tu web y X han terminado comprando. Es el indicador principal para tu tienda de comercio electrónico. Nos servirá para conocer los puntos débiles de nuestra marca y empresa, si entran muchos y compran pocos, algo está pasando. Será fundamental para resolver aquellos problemas de nuestra página que estén frenando las ventas.

Dentro de la tasa de conversión podemos distinguir tres elementos que nos pueden ayudar a entender por qué nos visitan mucho y nos compran poco, por ejemplo.

  • Interface y usabilidad: es todo lo referido al diseño de la página. Para que los usuarios compren hay que ponérselo fácil por eso debemos aportar una buena experiencia de usuario. El proceso de compra tiene que ser sencillo y fácil, con la menor cantidad de pasos posible y con un diseño bonito y útil.
  • Llamadas a la acción: para aumentar la tasa de conversión y, por tanto, las ventas, se deben incluir textos claros que expliquen de forma directa al comprador qué tiene que hacer y cómo.
  • Perfil de usuarios: conocer y entender quién nos visita es fundamental para incrementar las ventas. Debes saber de dónde viene, qué lo atrae a tu web, qué ofertas le interesan y si el público que entra es el que tú quieres.

Tasa de recompra orgánica

Este indicador nos muestra qué cantidad de personas que ya compraron una vez, vuelven a hacerlo. Pero la parte importante está en la palabra “orgánica”, es decir, se trata de que la venta se haga sin ninguna acción de marketing.

Esta es una de las claves del rendimiento porque indicará que tu marca gusta y que producto es valorado por tus clientes. Si una persona vuelve a tu ecommerce sin que tengas que enseñarle ningún anuncio es una gran noticia.

La recompra orgánica indicará, con datos transparentes, cuál es el alcance y el poder orgánico de tu tienda online.

Retorno de inversión

El Retorno de Inversión (ROI) es el número que se obtiene al dividir la cantidad de ventas captas entre la cantidad de dinero invertido en medios de comunicación. El objetivo es descubrir cuánto beneficio has obtenido en función de la cantidad que has utilizado en publicidad online.

Cuando el ROI salga positivo significara que las cosas se están haciendo bien. La captación de clientes se incrementa y las ventas también, por tanto la inversión en publicidad está dando sus frutos. Si, por el contrario, el resultado es negativo tendrás que analizar los resultados y tomar decisiones diferentes.

Service Level Agreement (SLA)

Otro de los KPIS más importantes en las tiendas que venden online es el Service Level Agreement. Sirve para analizar la rentabilidad poniendo el foco en la calidad del servicio. Es decir, lo que se mide es la eficacia del ecommerce en relación a la expedición y entre de los pedidos.

Para hacer el cálculo se debe dividir el número de pedidos mandados entre la cantidad de pedidos entregados en el plazo de tiempo establecido.

Tasa de rebote

Ofrecer una página web de calidad, fácil de usar y con un proceso de compra sencillo es fundamental. Estos elementos se pueden medir con la tasa de rebote. Si quieres que tus carritos de compra se llenen, este es uno de los indicadores que tienes que tener en cuenta.

La tase de rebote sirve como indicador para que sepas si estás cumpliendo las expectativas de tu cliente. Si analizamos este indicador podremos reducir el abandono del carrito y aumentar nuestras ventas.

Dejar un comentario